| | | | | | | | | |

Gusanos de arroz

Mmm, hoy si voy a almorzar rico, mire Marcos que rico lo que encontré… Esas fueron las palabras que escuché hoy minutos antes del mediodía de una joven complacida por haber encontrado comida en medio de la basura.
Hoy en la mañana mi papá me pidió que fuera a tirar 10 bolsas de basura a un contenedor que está a dos kilómetros de mi casa, de inmediato subí las bolsas en el carro y me dirigí al lugar.  Al llegar dos personas esperaban atentamente la llegada del vehículo: Uno de ellos era un empleado municipal y la otra era una mujer de baja estatura, tez trigueña, de ropas sucias y desagarradas y se notaba que llevaba muchos días sin tomar un baño. Entre los tres sacamos nueve de las diez bolsas, yo saqué la última, al tomarla me di cuenta que estaba rota y algunos desperdicios quedaron dentro del baúl, antes de cerrarlo noté que de la bolsa rota habían caído muchos gusanos de color blanco por lo que de inmediato me dí a la tarea de tirarlos al suelo, uno por uno.
Mi sorpresa fue cuando estaba a punto de subirme al carro  porque vi a la joven muchacha recoger los gusanos blancos, llevarse algunos a la boca, feliz, muy feliz diciendo: Mmm, hoy si voy a almorzar rico, mire Marcos que rico lo que encontré. Mi pesar y mi dolor pudo ser evidente. Regresé a mi casa muy callado y cabizbajo meditando en lo afortunado que soy porque Dios me ha bendecido porque nunca he sufrido de hambre como lo están haciendo miles de hondureños. 
¿Cómo es posible que el presidente de esta república gaste millones en viajes carentes de sentido y esta pobre gente esté sufriendo de hambre? ¿Es humano acaso escudriñar entre los desperdicios? ¿Cuándo habrá en esta rica nación un plan de país para ayudar a la gente pobre? ¿Cuándo?

Desde Tegucigalpa, con mucho pesar.

Saludos,

Hugo

Publicaciones Similares

4 comentarios

  1. No es crítica ni nada por el estilo, nada más siento que nuestro error está en esperar que sea alguien más quien venga a hacer el cambio en nuestras vidas, creo que el cambio está en cada uno de nosotros, mientras más esperemos que el presidente nos resuelva la vida más será nuestra decepción… es feo decirlo pero ojala a cada uno nos tocara comer gusanos de arroz, creo que así estaríamos un poco más cerca de tener conciencia social y dejar de ver esta gente como elementos complementarios en la composición de un basurero…

  2. Woow es impactante, eso mismo me ha tocado ver aca en Chile, esta america latina realmente tan mal?

  3. Esto no es nada comparado a lo que se ve en el crematorio. Lo que ud vio es una persona comiendo de la basura. Los pepenadores trabajan, viven y comen de nuestra basura. Hay alrededor de 200 familias viviendo en el crematorio de la cual mas de 50% son adolescentes. La basura que ellos recolectan se la vende a los coyotes por un precio insignificante para luego ellos revenderla a otros paises por un 600% mas del valor a que lo compraron. Tuve la oportunidad de ir al crematorio y en esa ocasion conoci a un niño de 3 años que nos pidio dos emparedados mas, uno para su mama y otro para su hermanito de 3 semanas de edad que yacian dentro de una caja de refrijeradora a media altura de una pila de basura. Sabe que es triste? Muchos niños mueren soterrados cuando los camiones depositan la basura y no se fijan a quien le cae. El gobierno no ha hecho nada solo tienen planes y no lo digo por que he escuchado o algo por el estilo, lo digo por que lo se y por que he visto la reaccion que tiene esta gente al solo escuchar la palabra “gobierno”, “IHNFA” y “Casa Alianza”.

Deja un comentario